El Gobierno nacional informó el primer aumento anual en las jubilaciones y pensiones, que será del 30%, incremento que estará vigente a partir del 1º de marzo. Además, confirmó que habrá un bono que en diciembre fue de 25,5% y en enero de 20,6%.

Hasta la fecha, el piso jubilatorio era de $105.712. Así, con este nuevo aumento, la jubilación mínima pasará a ser de $137.425. Por otra parte, el ministro de Economía, Luis Caputo, confirmó que en el mes de marzo se cobrará un bono -todavía no se sabe de cuánto- al igual que sucedió en meses anteriores. En febrero, el bono para los titulares que cobraron la mínima fue de $55.000.

"Traiganme dólares", la frase límite de Caputo

En la primera reunión de equipos, le pidió a sus secretarios que se ocupen exclusivamente de buscar divisas. La presión devaluatoria y una supuesta apertura del cepo traba la liquidación de exportaciones y pone en riesgo la dolarización y el programa.

Caputo está preocupado porque el apuro de Milei por dolarizar le puso tensión a la relación con los sectores exportadores, que no quieren liquidar divisas porque saben que se vienen decisiones de fondo. Es más, cuentan cerca del ministro que fue idea del Presidente decir que abrirán el cepo cambiario dentro de unos meses. «Generan expectativas para no liquidar», fue la frase que se escuchó en sectores exportadores de diferentes rubros. Un productor de La Pampa comentó en una reunión privada reciente que si abren el cepo, el dólar que hoy está a 830 pesos estará «a lo que diga el mercado». Por qué, entonces, ¿»les vamos a vender ahora nuestro trigo?». La explicación del Gobierno es curiosa: les aseguraron a muchos productores que sí lo hacen ahora pueden hacer una maniobra financiera importante. Del otro lado les explicaron que el negocio es comercial.